Pocas luces y muchas sombras en la temporada del Albacete Balompié

El sueño del ascenso se esfumó ayer, de un plumazo, para el Albacete Balompié. El valor doble de los goles en campo contrario le dio el pase a un Real Oviedo que hizo lo mínimo para llevarse la eliminatoria. Así acabó una temporada con pocas luces y muchas sombras.

En el plano institucional, el futuro del equipo aún está en el aire. La ampliación de capital que acabará el día 27 del presente mes, dispuesta a cubrir 3’7 millones de euros, está siendo un auténtico fracaso, ya que la cifra conseguida hasta ahora es probable que ni siquiera supere el medio millón de euros. No obstante, para la esperanza queda la entrada de algún posible comprador, ya que supuestamente la familia Iniesta tiene abiertas algunas negociaciones.

Precisamente a la familia Iniesta poco se le puede reprochar durante esta campaña, ya que si el Albacete ha llegado hasta el final de la misma en parte es debido al dinero de Don Andrés. Esa implicación incluso provocó el cambio de presidente, tras la marcha de Aurelio Milla, otra persona que se ha desvivido por este club.

La afición siempre estuvo con el equipo / Foto: Hugo Piña, de www.5maseldescuento.es

La fiel afición ha respondido siempre, en las buenas y en las malas, pese a las trabas que se ha encontrado. La campaña de abonos estuvo mal planificada y muchos socios se encontraron con esperpénticos Días del Club en la recta final de la temporada. Aún así, respondieron hasta el final. La Directiva nunca supo cuáles eran las mejores medidas a tomar para llenar el Carlos Belmonte, y prueba de ello fue el último partido ante el Real Oviedo, donde se registró un aforo de 8.895 espectadores, muy lejos de los 12.000 que un directivo dijo el día previo al encuentro en una emisora de radio.

En el litigio con el Ayuntamiento por el mantenimiento de la Ciudad Deportiva a través del famoso Convenio que acabó en los Tribunales, al menos sí que se llegó a un acuerdo. La verdad es que tampoco es que se beneficie mucho el club de los términos de ese acuerdo, pero al menos se puso el punto y final a un enfrentamiento con el Consistorio local que no era bueno para nadie.

Plano deportivo

En el ámbito deportivo, la temporada futbolística ha estado marcada por los altibajos del equipo, que acabó la primera vuelta como colíder de la clasificación. El Albacete ha realizado grandes partidos, como la victoria frente al Real Jaén (2-0), y pésimos encuentros, como la derrota ante el UCAM Murcia (1-0) que le costó el puesto a Antonio Gómez.

Calle, que ayer marcó dos goles, en el partido frente al Real Jaén / Foto: Hugo Piña, de www.5maseldescuento.es

Aún así, y de la mano de Luis César Sampedro, el equipo se clasificó para el play off de ascenso gracias a una penúltima jornada en la que se alinearon todos los planetas para que el Alba, aprovechando los múltiples tropiezos de sus rivales, pasara de la séptima a la cuarta plaza tras ganar (con muchos apuros) al ya descendido San Roque de Lepe.

Llegó el play off, objetivo para el que se contrató a Luis César Sampedro. Y aquí se acabó el sueño. El Albacete, en líneas generales, ha sido superior al Real Oviedo, pero el fútbol es acierto y, en esta ocasión, la moneda cayó del lado de los asturianos. No obstante, la afición supo reconocer que el equipo se dejó la piel en el campo y despidió a los jugadores con una gran ovación, resignándose a volver a intentarlo el próximo año.

Nueva temporada

Desde ya hay que comenzar la planificación de la nueva temporada. Todo hace indicar que Luis César Sampedro no continuará en un banquillo en el que ha tomado decisiones difíciles de comprender: borrar a Zurdo, cambio de posiciones de algunos jugadores (lo de Miguel Núñez ha salido bien) o sustituciones como la de Tete ayer, cuando estaba ganándole la partida a su marcador.

Luis César Sampedro tras el pitido final / Foto: José Sánchez, de www.5maseldescuento.es

El cuerpo técnico tiene mucho trabajo por delante para recomponer a la plantilla. El equipo necesita solvencia económica para que los futbolistas se centren en el juego y no se preocupen por el retraso en los pagos. Saldrán unos jugadores y vendrán otros. Incluso vendrá un nuevo entrenador, que podría ser Eloy Jiménez. Sea como sea, la Directiva tiene que acertar en sus decisiones para volver a ilusionar a una afición que lo dio todo este año y que, a buen seguro, volverá a darlo todo la próxima campaña.  

Share Button